Propuestas de mejora

El ritmo tecnológico actual nos obliga a analizar y replantear nuestros sistemas informáticos constantemente.

Cualquier avance relevante que no detectemos o implementemos a tiempo nos puede suponer unos sobrecostes que nos pondrán en situación de desventaja frente a nuestros competidores.

Costes

Analizamos sus gastos de mantenimiento, costes ocultos, tiempos de inactividad por incidencias o malfuncionamiento. Revisamos sus máquinas, dispositivos y aplicaciones buscando fórmulas de ahorro. Ofrecemos datos fiables, objetivos y medibles.

Productividad y confiabilidad

Podemos analizar sus aplicaciones, flujos de trabajo, productividad y eficiencia con objeto de detectar cuellos de botella que se puedan resolver. Siempre podemos encontrar metodologías que permitan mejorar la gestión.

Seguridad de la información

Copias de seguridad, recuperación ante desastres, medidas de protección ante software malicioso, control de accesos internos y externos... Le ayudamos a detectar los puntos débiles de sus sistemas y diseñar directivas de aseguramiento de la información.

Seguridad física

Evaluamos los riesgos físicos de los sistemas informáticos y las consecuencias ante una avería grave, robo, la acción de un empleado desleal... Los seguros no solucionan la catástrofe que supone cualquiera de estos eventos. Le ayudamos a diseñar planes de contingencia para minimizar el impacto ante una situación de este tipo.

Cumplimiento normativa

Le ayudamos a evaluar el cumplimiento de la Ley de Protección de Datos, así como prepararse para la nueva normativa europea GDPR que entra en vigor en mayo de 2018. 

Satisfacción usuarios

El grado de satisfacción de los usuarios con su sistema informático incide de forma proporcional y directa en la productividad. Analizamos la relación de sus empleados con las aplicaciones que manejan, así como las áreas de mejora que se puedan acometer como puedan ser formación, configuraciones personalizadas, etc.